El senado es el mejor sitio para dormir

senado-para-dormir

Que profundamente desafortunados somos los que escogimos otras profesiones para ganarnos (y pasarlo empatando) la vida; desechando la más lucrativa y jugosa: la política.

Que pena no haber tenido a nadie que nos indicara el camino. Porque lo más provechoso (y rentable) es “el oficio de servir a la ciudadanía”.

No importa que no se tenga la vocación, la mayor virtud de los políticos es el engaño. Y a la gente no le importa. Bueno, no a todos, pero a la inmensa mayoría parece que no le importa. Y ya se sabe, las mayorías…

Hace años que una avalancha con la peor plaga de políticos de toda Europa, quizá solo por debajo de muchas partes de Sudamérica, nos va arrastrando. Y la bola solo hace que crecer y crecer. No hay quien la pare.

Hace meses que asistimos a un desatino constante para formar gobierno, y vamos camino a unas terceras elecciones. Pero ellos no padecen la crisis. Los políticos no tienen amonestaciones ni se les aparta del equipo por mal rendimiento. ¿A quién no le gustaría jugar así?

Y si se nos “descubre algún desliz” (como que somos corruptos por ejemplo…) no pasa nada. Abandonamos nuestro partido de toda la vida para “no perjudicarlo” y nos apuntamos a otro. Lo importante es no tener que renunciar a nuestro cargo en la cámara alta y perder el sueldo por el que tanto hemos delinqui luchado.

Así de esta guisa a obrado (a cara descubierta) la inefable Rita BarberáAhí es nada...Política española, alcaldesa de Valencia entre 1991 y 2015, diputada por Valencia en las Cortes Valencianas entre 1983 y 2015 y actual senadora por designación autonómica.... Cuando el Supremo la imputa por blanqueo de capitaleImposible cubrirlo con otro tupido velos, la señora cambia de partido como si de una chaqueta se tratara y, una vez tuvo claro el cargo que desempeñaría, se fue a hacer lo que mejor se le da (aparte de blanquear “supuestamente” capitales): dormir en el Senado.

Señorías por favor, hablar más bajo, que en lo alto de la cámara duerme dña Rita
Señorías por favor, hablar más bajo, que en lo alto de la cámara duerme dña Rita

Hay Rita Rita, tienen razón cuando dicen que a ti, el sueño nada te lo quita.

Tampoco es para razgarse las vestiduras. ¿Acaso el Senado sirve para algo más?. Además, según parece, por usar así su escaño solo se embolzará 5.333 € mensuales.

Y no solo ella duerme lo que en casa no puede, otros colegas también lo hacen. Y algunos incluso, mientras se preocupan por las leyes y los decretos, tienen tiempo para hacer algún que otro garabato.

Señorías por favor, hablar más bajo, que en lo alto de la cámara duerme dña Rita
Los políticos también necesitan descansar y pasárselo bien ¿no?

Pero bueno, no hay que ser tan negativo ni desconsiderado. Es probable que esta estirpe de gente, solo le da la espalda a quienes no les votan pero sí se preocupa por sus votantes.

Igual ejercen pensando en los cientos de miles de ciudadanos que no pueden conciliar el sueño por los problemas que ellos han de resolver y echan una siestecita para demostrarles que ¡sí se puede!

Y los dibujos tal vez no deban considerarse intolerables porque pueden no ser inoportunos. Igual sean proyectos de alguna infraestructura que tanto necesita el pueblo.

Definitivamente, son unos campeones. Y nosotros, los que no supimos prepararnos para competir así, y nos toca escoger al menos malo y pagarles (suculentamente) la inoperancia, somos los perdedores.

Por eso los desprecio. Y envidio.

Leave a Response